San Luis.- El espíritu caritativo del puertorriqueño Roberto Clemente sigue vivo en las Grandes Ligas. Su legado ha sido continuado por varios peloteros hispanos, como el dominicano de los Medias Rojas de Boston, David Ortiz, ganador de este año del premio que honra la memoria del boricua.

Antes del segundo juego de la Serie Mundial entre los Cardenales de San Luis y los Rangers de Texas, Ortiz recibió el Premio Roberto Clemente 2011 de manos del comisionado de MLB, Allan H. Selig.

“El increíble compromiso de David para ayudar a los niños a recibir cuidado pediátrico esencial en Estados Unidos y la República Dominicana lo hacen merecedor  de este honor”, dijo Selig.

El premio, presentado por Chevrolet, se otorga cada año al jugador de Grandes Ligas que mejor combina su actuación en el terreno de juego con las obras caritativas.

Ortiz creó en el 2005, en Santo Domingo, el Fondo para la Niñez David Ortiz (DOCF), el cual formó una sociedad con la Massachussetts General Hospital for Children en el 2009 para extender la misión a la región de Nueva Inglaterra, recaudando fondos para más de 200 cirugías cardíacas, además de otros servicios pediátricos.

El quisqueyano tabién donó comida y provisiones médicas a las víctimas del terremoto en Haití en enero del 2010. En lo deportivo, con los Medias Rojas, Ortiz tuvo un promedio de .309, con 29 jonrones y 96 empujadas en el 2011.

Ortiz es el tercer dominicano en recibir el premio Roberto Clemente, uniéndose a Sammy Sosa (1998) y Albert Pujols (2008).

Otros latinoamericanos que lo han ganado son el panameño Rod Carew (1977), el boricua Edgar Martínez (2004) y el boricua Carlos Delgado (2006).

El puertorriqueño Clemente murió el 31 de diciembre de 1972 a los 37 años de edad al caer el avión en que viajaba para llevar provisiones médicas y alimenticias a las víctimas de un terremoto en Nicaragua. En Grandes Ligas, con los Piratas de Pittsburgh, registró 3,000 hits, 240 jonrones y 1,305 empujadas,  en 18 temporadas.

 ia y no cometer los errores de partidos pasados.