Dani Alves (i) de Pumas disputa el balón con Matías Kranevitter del Monterrey, durante un partido por la jornada 6 del torneo Apertura de la Liga MX, en el Estadio Olímpico Universitario de la Ciudad de México (México). EFE/ Isaac Esquivel

Ciudad de México, 2 ago (EFE).- El lateral brasileño Dani Alves viajó este martes con la delegación de Pumas a Barcelona donde su nuevo equipo jugará por el Trofeo Joan Gamper y él espera despedirse del Camp Nou, que ha sido su casa.

Alves concluyó en junio pasado su segunda etapa en el Barcelona.

“La vida me regala el derecho de venir a jugar con Pumas y jugar en el Camp Nou para despedirme”, dijo el jugador brasileño, quien explicó sus recientes vivencias con el Barcelona.

“Me sacaron por la puerta de atrás la penúltima vez. Esta vez no fue por atrás porque acabó mi contrato. ¿Qué sucede?, nada, ciao. No esperaba mucho más. Al fin y al cabo firmé por seis meses y los cumplí”, explicó a TUDN.

El mundialista en Sudáfrica 2010 y Brasil 2014 ganó 23 títulos con el Barcelona, entre ellos tres ediciones de la Liga de Campeones.

Regresar a su antigua casa para decirle adiós a sus hinchas será uno de los ingredientes especiales del Trofeo Joan Gamper de 2022.

Los Pumas viajaron desde Ciudad de México a Barcelona con 23 futbolistas, entre ellos los argentinos Eduardo Salvio, Gustavo del Prete, Nicolás Freire y Juan Dinenno.

El equipo dirigido por el argentino Andrés Lillini busca sumar en España otro título internacional a su galería. En 2004 la entidad mexicana conquistó en Madrid el Trofeo Santiago Bernabéu.

Aquel 2004, Pumas, uno de los cuatro clubes más populares en México, logró el bicampeonato de Liga con Hugo Sánchez en el banquillo, un ídolo del club merengue.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.