Buenos Aires, 5 jun (EFE).- Lionel Messi, Sergio Agüero, Ángel Di María y Javier Mascherano son solo algunos de los jugadores que fueron entrenados físicamente por Gerardo Salorio, quien en una entrevista con Efe afirmó que «Argentina está a la deriva» por la falta de planificación en las categorías juveniles.

Salorio fue el preparador físico de las selecciones argentinas sub-20 campeonas del mundo en Catar 1995, Malasia 1997, Argentina 2001, Holanda 2005 y Canadá 2007, y trabajó con el entrenador José Pekerman en la absoluta en el Mundial de Alemania 2006.

El ‘Profe’, como lo apodan quienes fueron entrenados por él, dijo a Efe que Argentina tiene que «reflotar las bases», y contó que en 2006 le aseguró a Messi que iba a ser capitán de la Albiceleste.

Salorio dijo que es «preocupante» que la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) no haya mandado juveniles a Estados Unidos a entrenarse con la selección durante la Copa América Centenario, por lo que el seleccionador Gerardo Martino tuvo que acudir a jóvenes de equipos universitarios estadounidenses.

«Hoy estamos a la deriva. Argentina está a la deriva. Estamos muy mal, no podemos pagar el pasaje de 15 jugadores para que puedan entrenar con un equipo. Somos el número uno del mundo y no lo saben ver, algo anda mal en Argentina. Tenemos que reflotar las bases», afirmó.

Salorio remarcó que Mascherano, Agüero, Di María y Sergio Romero son algunos de los actuales jugadores del seleccionado que en su juventud viajaron para hacer de apoyo en entrenamientos en torneos en el exterior, y que si Argentina «no presta atención» a los juveniles «pasará del puesto uno al 30 o 35».

«Nosotros necesitamos hacer una generación que juegue 50 partidos de juveniles para que después cuando jueguen contra Brasil en la mayor sepan lo que significa. (Esteban) Cambiasso llegó con 50 partidos, (Juan Román) Riquelme llegó con 50 partidos, Messi también, y llegaron con Mundiales», explicó.

«Agüero fue dos veces campeón del mundo en juveniles. Creo que no hay otro caso en el mundo. Yo tuve la suerte de estar en equipos que ganaron cinco campeonatos del mundo. No debe haber otro profesor que haya ganado cinco campeonatos del mundo», sostuvo.

Con Pekerman como seleccionador y Salorio como preparador físico la sub-20 de Argentina ganó los Mundiales de Catar 1995, Malasia 1997 y Argentina 2001.

Luego, con Francisco Ferraro como seleccionador se consagró en la Copa del Mundo de Holanda 2005, y con Hugo Tocalli al mando en Canadá 2007.

Nicolás Burdisso, Fabricio Coloccini, Javier Saviola, Maximiliano Rodríguez, Andrés D’Alessandro, Juan Pablo Sorín, Ariel Ibagaza, Walter Samuel, Pablo Aimar, Lucas Biglia, Pablo Zabaleta, Fernando Gago, Éver Banega, Romero, Cambiasso, Riquelme, Di María, Agüero y Messi fueron algunos de los integrantes de esos equipos.

«En Holanda 2005 los dos más bebés eran Agüero y Messi, y los hice dormir juntos en la habitación de al lado mío. Yo iba a la noche a ver cómo estaban y pensaba ‘estos son los dos futuros delanteros de la selección argentina’, y no me equivoqué», sostuvo Salorio.

Salorio también trabajó con Pekerman en la selección absoluta de 2004 a 2006.

En el Mundial de Alemania 2006, Messi fue titular por primera vez en el último partido de la fase de grupos ante Holanda, con el equipo ya clasificado para octavos de final.

«Habíamos empatado con Holanda y había sido titular y el tipo (Messi) estaba enojado porque no había hecho un gol. Le digo ‘creaste cuatro opciones de gol para tus compañeros. ¿Qué más querés? Fuiste la figura del campo de juego. Algún día vas a ser el capitán de esta selección'», contó Salorio.

Respecto a la actualidad del fútbol local dijo que «en Argentina no existen los planes a más de cuatro años».

«No hay planes. Entiendo a (Diego) Simeone cuando dice que va a ser técnico de viejo en la selección argentina, porque tiene razón. Uno es seleccionador, no entrenador, porque no entrena nunca», explicó.

Salorio actualmente recorre Argentina capacitando a preparadores físicos y asesora a los entrenadores que le piden ayuda en el armado de las pretemporadas o con la preparación física de sus equipos.