Lisboa, 11 may (EFE).- El centrocampista portugués Renato Sanches, nuevo fichaje del Bayern de Múnich, dio las gracias hoy al Benfica por apostar por él y darle la oportunidad de formarse en su cantera.

«Aquí fue donde aprendí todo aquello que sé hoy, y por eso tengo que agradecer al Benfica y a todos los que me ayudaron», señaló el jugador, de apenas 18 años, a través de las redes sociales.

Pese a su juventud y a que solo ha jugado con el primer equipo durante los últimos seis meses, Renato Sanches es protagonista de la que puede convertirse en la transferencia más cara de la historia del fútbol luso, ya que su traspaso podría alcanzar los 80 millones de euros.

El Bayern acordó pagar 35 millones de euros fijos para incorporar al futbolista, a los que se suman otros 45 millones de euros en variables, en función del cumplimiento de objetivos.

El centrocampista consideró que su fichaje por el conjunto germano es «un gran momento» en su vida y declaró estar «feliz y orgulloso de vestir esta nueva camiseta».

No obstante, aseguró estar ahora «centrado en el objetivo principal» con el Benfica, que pasa por revalidar el título de Liga con una victoria en la última jornada, este fin de semana, y por volver a levantar la Copa de la Liga con un triunfo en la final contra el Marítimo.