Concepción (Chile), 5 nov (EFE).- Nigeria avanzó hoy a la final del Mundial Sub’17 de Fútbol que se juega en Chile, en la que se medirá con Malí, al derrotar por 2-4 a México en Concepción.

En la final africana del próximo domingo, los dirigidos de Emmanuel Amunique jugarán por el título contra Malí, mientras México buscará el tercer lugar frente a Bélgica.

El primer tiempo fue intenso, bien jugado y con los dos equipos dando el máximo tras el objetivo de ser finalista. México tuvo una mayor posesión del balón y Nigeria fue más eficaz en la búsqueda del pórtico contrario.

A pesar de lo anterior, México fue quien abrió la cuenta, fruto del control que tuvo en el juego cuando el partido aún era joven. En los 8 minutos, un desborde y centro por la derecha no pudo ser capitalizado por Aguirre, pero a su lado estaba Kevin Magaña, que no perdonó.

En desventaja, Nigeria se vio descompensada y con fallas defensivas, especialmente por las bandas, por las que México ganaba el fondo y se creaba oportunidades que, desgraciadamente para sus intenciones, no pudo aprovechar para aumentar su ventaja.

Nigeria, poco a poco, emparejó las acciones y comenzó a merodear por el área mexicana, hasta que en el minuto 35 Kelechi Nwakali sirvió de forma perfecta un tiro libre desde unos 25 metros y dejó sin opción al portero Romero.

México se desdibujaba y Nigeria era ahora el que dominaba. En los 42, su esfuerzo dio frutos a través de Orji Okwonkwo, que coronó con éxito una buena jugada colectiva y dio la ventaja al conjunto africano.

La tónica se mantuvo en el segundo tiempo, con Nigeria imponiendo sus términos de manera paulatina y aunque México luchó hasta el final, no pudo con el campeón mundial defensor, pese a que logró empatar a dos de forma momentánea, con un gol que puede ser el mejor del campeonato, al mejor estilo Maradona.

En los 58, el lateral Diego Cortés tomó la pelota en su propio campo y corrió más de 50 metros con la esférica dominada, regateo a seis rivales, entró al área y batió a Udoh con un toque rasante a un costado. Golazo.

Pero Nigeria tenía mucho que decir todavía, y Osinachi Ebere (m.66) y Victor Osimhen (m.81, de penalti), estructuraron el marcador final, que sentencia una final africana para este mundial. Para Osimhen, fue su noveno gol del torneo, del que es el máximo artillero hasta el momento.

– Ficha técnica:

2. México: Abraham Romero; Diego Cortés, José Esquivel, Francisco Venegas, Edwin Lara (m.63, Fernando Escalante); Alan Cervantes, Kevin Lara, Pablo López; Eduardo Aguirre, Claudio Zamudio (m.65, José Gurrola) y Kevin Magaña.

Seleccionador: Mario Arteaga.

4. Nigeria: Akpan Udoh; John Lazarus, Lukman Zakari, Ejike Ikwu, David Enogela; Samuel Chukwueze (m.85, Sunday Alimi), Kelechi Nwakali, Osinachi Ebere (m.75, Chinedu Madueke); Victor Osimhen, Orji Okwonkwo (m.89, Joel Osikel) y Udochukwu Anumudu.

Seleccionador: Emmanuel Amunike.

Goles: 1-0, m.8: Kevin Magaña. 1-1, m.35: Keledchi Nwakali. 1-2, m.42: Orji Okwonkwo. 2-2, m.59: Diego Cortés. 2-3, m.66: Osinachi Ebere. 2-4, m.81: Victor Osimhen, de penalti.

Árbitro: Mohammed Abdulla Mohamed, de Emiratos Árabes Unidos.

Incidencias: Partido de semifinales del Mundial Sub’17 disputado en el Estadio «Ester Roa», de Concepción, ante unos 20.000 espectadores.