Texas.- Las duras críricas que recibió por su inadecuado atuendo para visitara las zonas afectadas por el huracán harvey, obligó a primera dama, Melania Trump, a cambiar de vestimenta.

Melania arribó hoy junto al presidente estadounidense Donald Trump para analizar analizar la situación tras el devastador paso del huracány}, mientras la lluvia sigue golpeando ciudades inundadas como Houston.

Las críticas inundaron los medios y las redes tras las imágenes en las que podía verse a Melania, antes de partir hacia Texas, caminando por los jardines de la Casa Blanca con el pelo suelto, unos altísimos tacones, unos pantalones pitillo, gafas de aviador y una chaqueta “bomber” color caqui.
Tanto en la cadena CNN, como en el periódico británico The Mirror y otras publicaciones, se hicieron eco de la rara elección de armario de Melania, quien sin embargo, y tras el aluvión de críticas, descendió del Air Force One con otra indumentaria en la ciudad texana de Corpus Christi.

“La primera dama fue criticada por ponerse (unas gafas de) aviador y un par de tacones de aguja cuando empezó el viaje hoy”, dice el artículo del diario de Londres, titulado “la ropa más inapropiada que se podía imaginar”.

“El presidente no lo hizo mucho mejor, ponerse un par de pantalones de color crema que se parecían a los chinos de golf bajo su chubasquero”, agregó la publicación, describiendo la indumentaria de ambos.

La publicación estadounidense The Daily Beast tituló directamente “Tacones de aguja”, y se burló de la primera dama al sugerir que había “impermeabilizado” los zapatos antes de ir a Houston.

“Para ser justos, son zapatos muy buenos, pero ¿son los tacones altos realmente el mejor calzado para visitar una zona que está experimentando inundaciones masivas?”, se preguntó en su artículo The Daily Beast.

Ante la oleada de comentarios, también en las redes sociales, la oficina de la primera dama reaccionó y ella se cambió de ropa antes de poner pie en suelo texano.

En Twitter