Barry Ferrell. Foto: Cortesía

Greensboro.- Un oficial de detención en la cárcel de Greensboro cambió de papel y estuvo detrás de los barrotes debido a que se le acusa de tener relaciones sexuales con una interna.

El alguacil de Guilford anunció que Barry Ferrell enfrenta cargos criminales debido a esta situación, debido a que violó la ley y pese a que el acto sexual haya sido consensual.

El incidente habría ocurrido en julio del 2021 y Ferrell fue arrestado después de que detectives investigaron el caso.

El guardia salió del penal bajo una fianza de $75,000.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *