Charlotte.- La justicia finalmente alcanzó a Raúl Ayala, un hombre que recientemente fue sentenciado a permanecer en prisión federal hasta después de cumplir la edad de 100 años.

El hispano de 72 años, quien vivía en Carolina del Norte antes de su encarcelamiento, recibió una condena de 30 años en cautiverio después de descubrirse que desde la década de los setenta fabricaba pornografía con niños teniendo relaciones sexuales con adultos.

En abril pasado Ayala se declaró culpable en corte, pero fue hasta ahora que un juez dictó el castigo por los crímenes que cometió, según informó el Departamento de Justicia.

El hallazgo sucedió cuando un menor que no había alcanzado la adolescencia avisó a sus padres que Ayala lo abusó sexualmente. Al momento de ser interrogado por las autoridades, el hispano incluso admitió que por más de 40 años había realizado estas prácticas de explotación infantil.

Los detectives confiscaron varios aparatos electrónicos de la casa de Ayala, así como encontraron un maletín escondido en el ático, el cual contenía pornografía de adultos abusando de menores sexualmente. Ayala también tenía trípticos para publicitar videos con este tipo de pornografía.

Los investigadores lograron rastrear a uno de los niños que aparecía en una fotografía Polaroid de la década de los setenta, quien ahora tiene más de 50 años y declaró que Ayala lo abusó cuando tenía alrededor de 8 años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *