Greensboro.- Un hombre sobrevivió un peligroso incidente en el patio de su casa en Greensboro, cuando una bala perdida le dio en la cabeza.

Los investigadores del sheriff que averiguan los hechos determinaron que el disparo parece haber sido accidental y “posiblemente de una bala disparada al aire a cierta distancia”, aunque el caso permanece abierto.

El alguacil en Guilford no identificó a la víctima, salvo detallar su edad de 58 años y el domicilio del incidente, una casa dentro del Sedgefield Country Club, un vecindario de afluencia en las afueras de Greensboro.

“La víctima estaba cenando afuera en el patio cuando una bala perdida lo golpeó en la cabeza”, indica el comunicado emitido por las autoridades, donde se señala que el hombre recibió atención médica para una herida superficial y se negó a ir a la sala de emergencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *