Foto: Archivo

Raleigh.- El Programa de Oportunidades de Vivienda y Prevención de Desalojos (HOPE, por sus siglas en inglés) ha anunciado cambios para ayudar a más hogares de Carolina del Norte impactados por la pandemia del coronavirus.

HOPE, que brinda ayuda en 88 condados, proporciona asistencia para el pago de la renta y de las facturas con el objetivo de evitar desalojos y la desconexión de los servicios públicos. Desde su apertura el otoño pasado, el programa ha otorgado más de $305 millones a más de 81,000 hogares del estado.

Los propietarios cuyos inquilinos tienen dificultades para pagar el alquiler debido a la pandemia pueden enviar nombres e información de contacto utilizando el sitio web del Programa HOPE o comunicándose con el Centro de Llamadas HOPE al 888-9ASK-HOPE (888-927-5467).

Las personas que solicitaron asistencia durante la primera fase del programa son igualmente elegibles para volver a solicitar ayuda adicional.

Además, desde el 1 de agosto, el límite de concesión del alquiler mensual del Programa HOPE ha aumentado en un 30%, lo que permite al programa cubrir aproximadamente el 95% de todas las concesiones de alquiler solicitadas por los inquilinos. De manera similar, el límite de concesión de servicios públicos aumentó en un 100%, un cambio que cubre casi el 90% de todos los montos vencidos solicitados por los solicitantes del programa. Los nuevos límites se aplican a todas las nuevas solicitudes recibidas, incluidas las personas que vuelvan a solicitar asistencia.

La información sobre el programa HOPE, como los requisitos de elegibilidad, los beneficios del programa y una solicitud en línea, están disponibles en www.HOPE.NC.gov. Los solicitantes que no puedan acceder al sitio web deben llamar al 888-9ASK-HOPE (888-927-5467) para obtener ayuda con el proceso de solicitud.

Participa en la conversación

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *