Charlotte.- Una verdadera lluvia de balas fue lo que cayó sobre un grupo de hombres que se encontraban parados frente a una pequeña tienda de barrio el pasado viernes.

De acuerdo con el reporte policial todos los disparos fueron realizados desde un Vehículo en movimiento que abandonó la escena inmediatamente después del tiroteo.

Los hechos ocurrieron en la intersección entre las calles Kennon y Pegram, muy cerca de donde la calle Central Avenue se bifurca, de frente al lado este del centro de Charlotte.

Los tres hombres tuvieron que ser trasladados a hospitales del área, con heridas que pudieran ponerles en peligro la vida, pero los últimos partes médicos citados por medios de prensa indican que sobrevivirán.

El lugar se encuentra localizado en la barriada de Belmont, donde de acuerdo con los registros policiales han ocurrido múltiples hechos delictivos en años recientes.