Charlotte.- El superintendente del Sistema Escolar de Charlotte-Mecklenburg (CMS), Heath Morrison renunció a su cargo este lunes, poco más de dos años de haber sido seleccionado por la Junta de Educación para el puesto que paga 300 mil dólares anuales.

Morrison afirmó que su salida tenía que ver con asuntos familiares. El distrito escolar local tiene 27 mil estudiantes hispanos, que resultan afectados por las políticas del superintendente.

Recientemente el CMS estuvo estudiando durante el verano cambios en las políticas de voluntariado para los padres indocumentados, que concluyeron en septiembre con la decisión de dar a los inmigrantes un estatus de segundo nivel, manteniendo el seguro social y la licencia de conducir para participar integralmente en las actividades de las escuelas. La aprobación del uso de pasaporte e identificación consular para realizar ciertas actividades supervisadas en las escuelas, dependía de la firma del superintendente.

Morrison ha estado al frente de CMS desde julio de 2012, cuando ocupó el cargo que tuvo Peter Gorman, quien también renunció al distrito. 
Las últimas cifras muestran que el CMS educa a más de 144.000 alumnos desde el jardín de infantes hasta el grado 12 en 164 escuelas. 


En octubre de 2013, Morrison dio a conocer un plan estratégico revisado para CMS, que identifica seis metas para el distrito. Se puso énfasis en el rendimiento académico, las tasas de graduación y estudiantes que se preparan para el éxito después de la secundaria. 


Según un informe publicado en octubre los índices el número de estudiantes que se graduaron fue en aumento. La tasa del distrito se elevó a 85,2%, el año pasado fue del 81%. 
En 2012, Morrison fue nombrado superintendente nacional del año por la Asociación Americana de Administradores Escolares.