Charlotte.- A cadena perpetua fue condenado también por tráfico de drogas el mexicano Alejandro Salinas-García, de 31 años.  De acuerdo con otro reporte del Departamento de Justicia federal, el juez impuso a Salinas la severa sentencia carcelaria por su participación en una red para traficar crack, cocaína, metanfetamina y mariguana en el área de Charlotte, durante el período comprendido entre los años del 2002 al 2009.

A lo largo de dicho período “más de 600 kilogramos de cocaína, un kilogramo de crack, aproximadamente dos kilogramos de metanfetamina y 5,000 libras de mariguana, fueron importados hacia los Estados Unidos, primariamente desde México, a través del valle del Río Grande en Texas”, precisa la información.

El documento indica que Salinas-García fungía como líder de esta trama de narcotráfico y era el proveedor local de la droga.

Otras cinco personas entre las que se encuentran; Kenneth Lee Travis, de Hickory; Timoty Allen Grate, de Carolina del Sur, y Mary Elizabeth  Williams, de Hickory, ya han sido sentenciadas a diferentes penas de prisión, en relación con este mismo caso.

Del mismo modo Anderson Contreras, antiguo residente de Newton y Alberto Carranza Flores, este último también conocido como Javier Campos Montes, fueron condenados a diez y dos años y medio de prisión respectivamente, seguidos ambos por cinco años de libertad bajo supervisión de la corte, según el mencionado informe.

“Salinas García utilizaba a los coacusados en su causa para distribuir las drogas, entre otras actividades. También utilizaba a Travis para que cobrara las deudas a los clientes (de la organización delictiva)”, dice el documento.

Todos los condenados ya se encuentran cumpliendo sentencia en cárceles federales de las cuales no podrán salir hasta haber cumplido el término de sus respectivas condenas, pues las sentencias federales se cumplen sin derecho a libertad condicional.