Charlotte – La presentación de las conclusiones del Grupo de Integración de los Inmigrantes de Charlotte (IITF) ante el Concejo Municipal que estaba prevista para el lunes 23 de febrero, fue pospuesta un mes, de tal manera que las recomendaciones serán entregadas lunes 23 de marzo.

Dentro de las recomendaciones del Grupo de Integración, está la iniciativa de las identificaciones municipales para los inmigrantes, que es una de las tareas que la Ciudad de Charlotte puede desarrollar, y que cuenta con el aval del alcalde Dan Clodfelter, y el jefe de Policía, Rodney Monroe.

Un borrador de la propuesta indicaba que  la Identificación Comunitaria de Charlotte (CCIDC) estaría disponible para todos los habitantes de la ciudad, y que ofrecería beneficios para todos los residentes locales, no solo para los inmigrantes.

El documento serviría para obtener servicios de agencias públicas de la ciudad y el condado, así como de entidades privadas.

La tarjeta costaría 15 dólares, y sería aceptada teóricamente por la policía, funcionaría para sacar libros y películas de las bibliotecas públicas, utilizar el transporte municipal y estacionar en parqueaderos. Se propone para que sirva de identificación estudiantil y prueba de residencia en el condado, por dos años.

También, se procuraría que negocios como restaurantes y museos ofrezcan descuentos para los portadores de la identificación.

Los beneficiados
Entre los 60 mil latinos nacidos fuera de Estados Unidos, mayores de 18 años, que están radicados en Mecklenburg, hay 12 mil que son residentes permanentes y 12 mil naturalizados como ciudadanos, que pueden sacar la licencia de conducir

Las identificaciones serían esenciales para los restantes  36 mil latinos, mayores de 18 años, que  podrían carecer de estatus migratorio en el condado de Mecklenburg, que no pueden sacar un permiso de manejar.

El Grupo de Integración ha estado conformado por 29 miembros, 11 designados  por el alcalde de Charlotte y 18 por el Concejo Municipal.

El 25 de noviembre de 2013, el Concejo creó el Grupo de Integración de los Inmigrantes (IITF) al que también le asignó la tarea de revisar las sugerencias de la Comisión de Inmigración del Alcalde de Charlotte de 2007, cuando el máximo funcionario de la Ciudad Reina, era el actual gobernador de Carolina del Norte, Pat McCrory.