Charlotte.- Las sillas de playa están de vuelta en el depósito, los niños están de vuelta en la escuela y el otoño y las temperaturas más frías están aquí.

¡Eso significa que puede apagar el aire acondicionado y abrir las ventanas siempre que no se olvide de cerrarlas por la noche para mantener alejadas a los animales salvajes y los piojos!

Los mapaches, zorrillos y murciélagos pueden ingresar a su casa a través de una ventana abierta, su chimenea e incluso establecerse en su ático.
 

Recomendaciones:

Aquí hay algunas maneras de mantener alejadas a los animales salvajes y algunas cosas que usted y sus mascotas estén protegidas de la rabia y los piojos.

  • Evite atraer o manipular animales salvajes. Alimente a sus mascotas en el interior de su vivienda.
  • No arroje sobras de alimentos a su patio.
  • No deje comida para mascotas afuera de la casa por mucho tiempo.
  • Mantenga su propiedad libre de basura expuesta al aire libre, alimentos para mascotas y alimentos para pájaros.
  • Si la basura debe almacenarse afuera de la casa por la noche, colóquela en recipientes bien cerrados y resistentes.
  • Mantenga su casa en buen estado para evitar que los animales entren por grietas y hendiduras.
  • Use malla metálica fuerte para cubrir posibles entradas como chimeneas, ventilaciones de las secadoras y agujeros en aleros.
  • Asegúrese de que sus mascotas estén al día con las vacunas contra la rabia. Se requiere que los perros, gatos y hurones tengan una vacuna contra la rabia actual. Los animales no pueden ser tratados por exposición a la rabia.
  • ¡Nunca permita que caduque la vacuna contra la rabia de su mascota!
  • Los cachorros y gatitos que no han sido vacunados no deben dejarse al aire libre sin supervisión.
  • Reporte los animales callejeros a Cuidado y Control de Animales (311).
  • Si los mapaches u otros animales acechan alrededor de su jardín y actúan enfermos o anormales, llame a Cuidado y Control de Animales (311).
  • Si encuentra un murciélago en su hogar o tiene contacto directo con un murciélago, llame a Cuidado y Control de Animales (311), a su médico y al Departamento de Salud Pública. Incluso un contacto mínimo con los murciélagos puede provocar la transmisión de la rabia.
  • No toque a un animal herido, llame a Cuidado y Control de Animales (311).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *