Charlotte.- Con música, canciones, danzas, vestuarios típicos, y un desfile de nacionalidades; culminaron padres, estudiantes y maestros de la escuela Blythe Elementary su primera semana internacional.

El evento sirvió para darle un final festivo a una jornada durante la cual el colectivo de alumnos y maestros trabajaron codo a codo para aumentar la comunicación entre las diferentes naciones a través del conocimiento mutuo de sus respectivas costumbres y culturas.

“En nuestra escuela tenemos alumnos procedentes de 27 diferentes naciones alrededor del mundo y es por eso que desde que llegué a trabajar aquí siempre tuve la idea de poder hacer una celebración como esta”, dice la maestra Sari Muñoz, artífice de la idea de la jornada cultural internacional.

Durante los días previos al evento de clausura al cual fue invitado nuestro semanario, los alumnos y maestros de Blythe Elementary en Huntersville unos 25 minutos al noreste de Charlotte, se dedicaron a engalanar su escuela con motivos alegóricos a los cinco continentes del planeta, y a los numerosos países de procedencia de los niños que estudian en el plantel.

“Aquí tenemos cerca de 270 estudiantes hispanos de diferentes países de latinoamérica, lo cual representa aproximadamente el 27 porciento del total de nuestra matrícula, además de niños de otras muchas regiones”, nos explicó Muñoz, quien es maestra de español como segunda lengua, durante un recorrido por las instalaciones.

De acuerdo con las palabras de la educadora puertorriqueña, Blythe Elementary es una escuela Magnet donde se desarrolla el programa International Baccalaureate, que trata de inculcar en los estudiantes el interés por el estudio de otros idiomas y culturas.

“Aquí cada grupo de clases recibe clases de español una vez a la semana como parte del programa de estudio, es por eso que todos los niños que nos encontramos por los pasillos me llaman Señora Muñoz y no Miss Muñoz, como es usual que les digan en inglés los alumnos a los maestros”, dice la educadora.

Una danza típica mexicana y una coreografía con música de salsa dedicada a Tito Puente fueron escenificadas durante el acto.