Charlotte.- Ante el aumento en el volumen de incidentes agresivos entre automovilistas en las calles de Charlotte, la policía hizo un llamado especial para tratar de evitar estos escenarios que pueden convertirse en altamente violentos.

En lo que va del año, la Policía de Charlotte-Mecklenburg ha registrado 40 casos de este tipo en sus expedientes y según aseguró el teniente Chris Rorie en una conferencia de prensa, la mitad de estos terminaron con armas de fuego desenfundadas.

Rorie comentó sobre un caso reciente el 13 de abril. Dos automóviles chocaron y el primero intentó escapar del lugar. El segundo vehículo lo siguió para intentar obtener su información y logró bloquearlo al entrar a la calle de un vecindario. Según el relato del teniente, cuando este sujeto se acercó al hombre que trató de escapar del choque, este sacó una pistola y amenazó con disparar. Cuando la policía revisó el número de placas, se dieron cuenta que eran falsas.

Este fenómeno tampoco es exclusivo de Charlotte. En otras partes de Carolina del Norte se han reportado otros casos recientes.

La semana pasada en la ciudad de Hickory, Douglas Mason Wilson fue arrestado con cargos de homicidio por supuestamente haber disparado a otro vehículo con tres niños a bordo. Kakylen Greylen, de 7 años, recibió ese balazo en el cuello y murió en el hospital.
De acuerdo con la policía, antes del tiroteo, una mujer que iba a bordo del automóvil de Wilson le gritaba a la madre del niño que perdió la vida.

También a principios de este mes, en el pueblo de Lumberton, al este de Carolina del Norte, la policía detuvo a fugitivo buscado por el asesinato de una mujer que pasaba por el área camino a la playa en Carolina del Sur y murió después que le dispararon desde otro vehículo. Dejywan Floyd fue arrestado el 1 de abril por su presunta responsabilidad en el homicidio de Julie Eberly el 25 de marzo en la autopista I-95.

La doble petición por parte de las autoridades es mantener la calma cuando se encuentre detrás del volante y si se encuentra en una de estas situaciones donde le agreden en la calle, evite las confrontaciones.

“Yo entiendo que la gente tiene prisa”, explicó el teniente de policía y determinó que encarar a otros automovilistas no es productivo y es peligroso, al grado que puede terminar en muertes.

Si alguna vez está manejando y comienzan a agredir desde otro automóvil, la primera recomendación de la policía es que reduzca la velocidad y no siga al “conductor enojado”. “Deje que se vaya y evite usar su claxon o hacer señas que puedan instigar el encuentro”.
En caso de que las agresiones persistan o siente que puede estar en peligro, no dude en llamar al 911. El teniente Rorie sugirió apuntar el color y modelo del vehículo del agresor, así como el número de placas para que la policía pueda solucionar el problema.