Raleigh.- La ley de aumento de precios de Carolina del Norte está en vigor después de que el gobernador Roy Cooper declaró el lunes un  estado de emergencia en todo el estado en respuesta al cierre temporal del Oleoducto Colonial. El gaseoducto se cerró después de un ciberataque de ransomware.

“Los piratas informáticos que violaron los sistemas de Colonial Pipeline han dificultado que los trabajadores de Carolina del Norte sigan con sus vidas, pero no permitiré que las empresas se aprovechen de este incidente para cobrar precios excesivos”, dijo el fiscal general Josh Stein. «La ley de aumento de precios de Carolina del Norte está en vigor. Por favor, avise a mi oficina si las empresas o las personas podrían estar tratando de sacar provecho de esta situación para que podamos responsabilizarlos».

La ley de Carolina del Norte contra el aumento excesivo de precios, o cobrar demasiado en tiempos de crisis, entra en vigencia cuando el gobernador declara el estado de emergencia. 

En algunos casos, las empresas e industrias que se han visto muy afectadas por el incidente que provocó el estado de emergencia tienen una necesidad razonable de aumentar los precios para reabastecerse, pero deben divulgar estos aumentos y permitir que las personas tomen decisiones de compra informadas. Sin embargo, las empresas no pueden aumentar de forma irrazonable el precio de los bienes o servicios para beneficiarse de un estado de emergencia.

Cómo denunciar un aumento de precios

Informe un aumento potencial de precios llamando al 1-877-5-NO-SCAM o presentando una queja en  https://ncdoj.gov/file-a-complaint/price-gouging/ . 

«Nuestra oficina revisa de cerca las quejas por aumento de precios y el procurador general Stein está preparado para tomar medidas contra cualquier persona o empresa que participe en el aumento de precios», dijeron desde la Oficina del Fiscal.