Todos los planteles de cuidado infantil privados con licencia son elegibles para postularse a los fondos estatales.

Charlotte. – Las autoridades de Carolina informaron que, desde el 11 de octubre, quedaron abiertas las inscripciones para que los centros de cuidado infantil participen en obtener los 805 millones de dólares en fondos, que el gobernador de Carolina del Norte anunció que están disponibles para las instituciones de este sector que se han visto afectados financieramente por la pandemia.

Se anunció el 7 de octubre

Todos los planteles de cuidado infantil privados con licencia son elegibles para postularse, informó la oficina de Cooper en un comunicado, emitido el 7 de octubre.

En la comunicación se informó  que los fondos apoyarán a las familias trabajadoras con acceso a cuidado infantil asequible y de alta calidad.

Las subvenciones también ayudarán a los programas de cuidado y aprendizaje temprano con el reclutamiento y la retención, permitiéndoles proporcionar mejores salarios y beneficios a los maestros y promoviendo la equidad para todos: niños, padres y maestros.

“Esta ayuda para el cuidado infantil de calidad hará que más padres regresen a la fuerza laboral”, dijo Cooper.

“El cuidado infantil disponible y accesible es un componente fundamental de una educación básica sólida para nuestros niños”, aseveró el gobernador.

La financiación proviene de la Ley del Plan de Rescate Estadounidense de 2021.

El uso de los fondos

Los centros que califiquen para las Subvenciones de Estabilización de Cuidado Infantil de Carolina del Norte pueden usar los fondos para una variedad de necesidades, incluidos costos de personal, pagos de alquiler e hipoteca y equipos de protección.

Los fondos tienen como objetivo ayudar a estabilizar una industria en dificultades y prepararla para futuras mejoras, especialmente en los intentos de retener a los trabajadores.

Ante el Departamento de Salud

Las postulaciones para la obtención de los fondos deben ser tramitadas ante la División de Desarrollo Infantil y Educación Temprana del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Carolina del Norte.

Antecedentes

De acuerdo con una encuesta de la entidad Child Care Resources, realizada en julio, 20 por ciento de los proveedores de cuidado infantil en Carolina del Norte dijeron que, sin apoyo financiero adicional, corrían el riesgo de cerrar en los próximos seis meses.

Incluso antes de la pandemia, la industria del cuidado infantil luchó poderosamente con problemas como la retención de trabajadores calificados.

El COVID-19 se sumó a los problemas financieros de la industria.

Citando datos del Departamento de Trabajo, el Washington Post informó que la industria de servicios de cuidado infantil había disminuido en 126,700 trabajadores, lo que representa una baja de más del 10 por ciento con respecto a los niveles de empleo antes de la pandemia.

Recursos

Este nuevo subsidio siguió a los más de 300 millones en fondos de emergencia que se destinaron al sistema de cuidado y aprendizaje temprano desde marzo de 2020 para ayudar a las familias, los maestros y los programas a mantenerse resilientes durante la crisis del COVID-19.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *