Charlotte.- El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) dijo el viernes que existe el peligro que tres inmigrantes acusados de delitos graves, puedan ser puestos en libertad por la oficina del alguacil del condado Mecklenburg a quien volvió a criticar por su política de no colaboración con esa agencia federal.

En un comunicado dieron a conocer los nombres de Alejandro Gómez Cervantes, Jasmine Villareal y Rigoberto Murcia Martínez arrestados este año y quienes actualmente se encuentran en la cárcel del condado Mecklenburg.

Gómez, quien fue detenido el 11 de mayo, enfrenta cinco cargos de libertades indecentes con un niño, tres por ofensas sexuales estatutarias con un menor y violación estatutaria de un niño. Mientras que Villareal, capturada el 29 de mayo, tiene tres cargos de trafico de opioides y heroína, así como posesión de una arma de fuego robada. Murcia Martínez fue acusado de tres cargos de libertades indecentes con un menor de edad, dos de ofensas sexuales y violación estatutaria de un niño. Este hombre encuentra arrestado desde el 29 de abril.

“La única forma en que una persona está sujeta a una detención de ICE en el condado de Mecklenburg es si es esposada y arrestada por un delito cometido en la comunidad local”, dijo el director interino de ICE, Matt Albence. “Las únicas personas protegidas por estas políticas equivocadas son los delincuentes, ya que la única forma en que una persona está sujeta a una detención es si han sido arrestados por un delito más allá de cualquier cosa relacionada con su estado migratorio”.

ICE sugirió que el sheriff Garry McFadden reconsidere su postura de no cooperar con Inmigración. Como se recuerda el alguacil de Mecklenburg eliminó en diciembre del 2018 el programa de deportaciones 287g.

“Ya es hora de dejar de lado toda la retórica política y escuchar los hechos, y el hecho es que las personas están siendo lastimadas y victimizadas todos los días debido a jurisdicciones que se niegan a cooperar con ICE”, dijo Albence.

De acuerdo con ICE, aproximadamente “el 70 por ciento de las detenciones ICE se produce después de que ICE es notificado sobre la liberación de un extranjero de las cárceles locales o prisiones estatales. En el año fiscal 2019, ICE ha alojado a más de 160,000 detenidos en las agencias policiales locales”.

Hasta el momento el alguacil no ha respondido a estas nuevas críticas. En septiembte, McFadden reiteró su compromiso de no cooperar con el Servicio de Inmigración y control de Aduanas.