Asheville.- Cada dos segundos alguien necesita sangre en los Estados Unidos. Donar sangre es importante para que los centros médicos mantengan un suministro diverso durante todo el año que ayude a salvar vidas.

En época navideña, el número de personas que donan sangre es menor al de otras estaciones del año, pero sigue siendo una necesidad ya que, por ejemplo, los accidentes o las operaciones hospitalarias continúan ocurriendo. Así lo explicaba a Qué Pasa, Megan Robinson, directora ejecutiva de la Cruz Roja Americana en la región oeste de Carolina del Norte.

“Hay una necesidad de sangre, especialmente durante las vacaciones, porque mucha gente se olvida o está muy ocupada con los viajes y la familia, pero los desastres no paran. Todos los días hay personas que atraviesan un parto complicado, hay personas que sufren accidentes automovilísticos dramáticos, personas que todavía reciben tratamiento contra el cáncer”. Por eso, explicaba Robinson, la demanda de sangre en esta época es mayor.

Desde la Cruz Roja Americana, en Carolina del Norte, hacen un llamado a la comunidad para que donen en estos días festivos.

“Es una de las cosas más fáciles que se puede hacer por otra persona. No tiene que gastar dinero para donar sangre. Esta es una oportunidad para que cualquier persona tenga un gran impacto”, dijo Robinson.
Robinson explicó que una unidad de sangre podría salvar a hasta tres personas. “No hay otro regalo que se pueda hacer en esta época del año que sea tan impactante como este”, añadió.  

 

Donantes latinos

Entre los diferentes tipos de sangre, los tipos O y B a menudo tienen una gran demanda, por lo que suelen ser los primeros en terminarse. La población latina, por ejemplo, tiene sangre tipo O con más frecuencia que otras comunidades estadounidenses, según indican desde la Cruz Roja.

“Cuanto más cerca esté el tipo de sangre (donada) del tipo de sangre de la persona que la recibe, los beneficios son mayores”, explicó Robinson. Por eso es importante que la organización disponga de diversos tipos de sangre, para poder abastecer las necesidades de cada persona.

 
Donación de plasma contra el COVID-19

La Cruz Roja, en asociación con la Federación de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés), está recolectando plasma, llamado plasma convaleciente, de las personas que se han recuperado del COVID-19.

“Si una persona ha tenido COVID-19, su cuerpo ha desarrollado anticuerpos. Nosotros podemos tomar el plasma de la sangre de estas personas y usarlo para pacientes que estén en situación crítica por coronavirus”, explicó Robinson. Este proceso se convierte así en un tratamiento que potencialmente puede salvar la vida de las personas con infecciones graves de esta enfermedad.

Desafortunadamente, como en el caso de las donaciones de sangre, en Carolina del Norte el número de latinos que donan plasma, en general, no es muy alto. “Mucha gente piensa que alguien más donará, y no siempre es así”, dijo Robinson y recordó que el proceso de donación de plasma es muy parecido al de donación de sangre.

La Cruz Roja cuenta con distintos edificios repartidos en varias ciudades del estado, entre ellas Winston-Salem, Greensboro, Charlotte, Raleigh o Durham, donde los interesados pueden donar sangre y/o plasma. Para más información, visite https://www.redcrossblood.org/ o llame al 1-800-RED CROSS (1-800-733-2767).

 

¿Sabía que…?

No puede contraer sida o ninguna otra enfermedad por donar sangre. Donar sangre es un proceso seguro; se utiliza una aguja esterilizada para cada donante y luego se desecha.

Solamente sentirá un pinchazo cuando done sangre. La mayoría de los donantes le dirán que solamente sentirá un leve pinchazo inicial y después de 10 a 12 minutos habrá terminado y estará en camino hacia el área de refrigerios para comer un bocadillo.

Su información es confidencial. No será revelada sin su permiso. El historial médico lo llevará a cabo un profesional capacitado y en una caseta para mantener la confidencialidad. Los datos tampoco son compartidos con fuerzas del orden ni agencias gubernamentales.

Muchas afecciones médicas no le impiden donar sangre. Por ejemplo, puede donar sangre si tiene diabetes o presión arterial elevada si el medicamento que toma controla su estado en el día que haga el donativo. La mejor forma de determinar si califica para donar sangre es hablar con un miembro de la Cruz Roja, llamando al 1-800-RED CROSS (1-800-733-2767).

Es importante prepararse. Para asegurar un donativo exitoso recuerde ingerir una comida rica en hierro, tomar agua y líquidos adicionales y evitar las bebidas con cafeína. Asegúrese de estar suficientemente descansado antes de donar.

Fuente: American Red Cross

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *