Wilmington.- Un caso de virus del Nilo Occidental fue detectado en un habitante del área de Wilmington, informó la Dirección de Salud Pública del condado. 

“El virus sido identificado a través de pruebas de laboratorio como la causa de un caso reciente de encefalitis en un residente”, precisó la entidad a través de un comunicado.

El virus no es común en el área de Wilmington, indicó David Howard, director de salud pública. Sin embargo, pero puede estar presente en algunos animales y, a veces, un mosquito lo transmite a los humanos. 

Sobre el paciente,  el funcionario indicó que éste no viajó recientemente fuera del condado, por lo tanto, es probable que haya contraído el virus localmente. 

“Este caso único no es motivo de alarma y, en este momento, consideramos que el riesgo es bajo para nuestra comunidad. Pero queremos que todos sean diligentes para prevenir la reproducción de mosquitos y evitar las picaduras de mosquitos, lo que reduce el riesgo para todos”.

Transmisión

De acuerdo a la OMS, la infección del ser humano suele ser el resultado de las picaduras de mosquitos que se infectan cuando pican a aves infectadas, en cuya sangre circula el virus durante algunos días. 

El virus pasa a las glándulas salivales del mosquito, que cuando pica puede inyectar el virus a los seres humanos y los animales, en los que luego se multiplica y puede causar enfermedad.

El virus se transmite también por el contacto con otros animales infectados o con su sangre u otros tejidos.

Se han producido unos pocos casos de infección en seres humanos por trasplantes de órganos, transfusiones sanguíneas y la leche materna. Se ha notificado un caso de transmisión transplacentaria de la madre al hijo.

Hasta la fecha no se ha confirmado ningún caso de transmisión de persona a persona por el contacto social ordinario; tampoco se ha producido la transmisión del virus al personal sanitario cuando se toman las precauciones ordinarias de control de infecciones.

Asintomáticos 

Según la información proporcionada por los CDC, aproximadamente el 80 por ciento de las personas que contraen el virus del Nilo Occidental no experimentan síntomas.

Para el otro 20 por ciento, los síntomas leves pueden incluir fiebre, dolor de cabeza, dolores corporales, náuseas, vómitos y, a veces, inflamación de los ganglios linfáticos o erupción cutánea en el pecho, el estómago o la espalda. Estos síntomas pueden durar unos días, pero podrían persistir durante varias semanas.

En casos raros, los síntomas graves pueden incluir fiebre alta, dolor de cabeza, rigidez en el cuello, estupor, desorientación, coma, temblores, convulsiones, debilidad muscular, pérdida de la visión, entumecimiento y parálisis. Estos síntomas pueden durar varias semanas y los efectos neurológicos pueden volverse permanentes. Según los CDC, aproximadamente 1 de cada 150 casos del Virus del Nilo Occidental resultan en síntomas severos.

Prevención

El condado de New Hanover brindó algunas recomendaciones para mantener la población de mosquitos limitada. En ese sentido, se debe limpiar y arrojar el agua estancada de los recipientes, ya que solo una pequeña cantidad puede criar mosquitos en unos pocos días. 

Además, las personas deben usar repelente de insectos aprobado por la EPA de acuerdo con las instrucciones de la etiqueta cuando estén al aire libre. Otras opciones para limitar las picaduras de mosquitos incluyen usar mangas y pantalones largos y limitar la actividad al aire libre al amanecer y al anochecer, cuando se sabe que la mayoría de los mosquitos están más activos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.