Washington.- El debate sobre la reforma se reanudó hoy martes en el Comité Judicial del Senado para revisar y tomar decisión sobre unas 300 enmiendas presentadas al plan del Grupo de los Ocho.

La agenda contempla el debate de enmiendas relacionadas con medidas para regular el flujo migratorio de trabajadores altamente calificados que ingresan y permanecen en Estados Unidos con visas tipo H-1B, L, F y E.

La propuesta está contenida en el Capítulo IV que se refiere a cambios en los programas de visas para no inmigrantes. Una de las principales recomendaciones sugiere aumentar la cuota anual de visas H-1B de 50 mil a 180 mil.

Tanto demócratas como republicanos revisan cada enmienda y calculan los votos que se necesitan en el pleno antes de tomar una decisión final, no perdiendo de vista el debate en el pleno donde la reforma necesita 60 votos de los 100 puestos que integran el hemiciclo.

Los demócratas encabezan el Senado con 51 asientos más el voto de 2 independientes y cuatro republicanos integran el Grupo de los Ocho. Nada garantiza que los 51 demócratas votarán a favor de la reforma migratoria.

De las visas H-1B el sector de alta tecnología presiona al Congreso para que libere la cuota anual de 60 mil cupos. Otras 20 mil son destinadas a profesionales con estudios superiores graduados en universidades estadounidenses.