Cuando las personas piensan en mantenerse en forma, generalmente piensan en cuidar su cuerpo y su salud física. Eso está muy bien, pero no hay que olvidar que la salud mental juega un papel fundamental en casi todo lo que uno hace: pensar, sentir, recordar, trabajar, divertirse, y relacionarse.

¿Se puede cuidar y entrenar la mente? Claro que sí. La mente puede mantenerse activa, puede entrenarse y puede desarrollarse para estar cada vez más lúcido y conectado.
Existen numerosas razones para mantener  el cerebro activo a lo largo de la vida. Mantener el cerebro activo y conservar la creatividad sirve como una prevención para la disminución del rendimiento mental  y los problemas de memoria que pueden aquejar con el paso de los años.
Mientras más use y trabaje con su cerebro, más beneficios puede obtener.
Se sabe que lo que no se usa, se atrofia. Esto pasa con el cuerpo, pero también con la mente y con las capacidades intelectuales como la memora, el razonamiento, la concentración, etc.
El entrenamiento intelectual es beneficioso y fundamental para mantener la mente ágil. Y una mente ágil es indispensable a la hora de enfrentar tareas cotidianas a lo largo de la vida.
Hay muchas cosas que usted puede hacer para mantener su mente activa a medida que pasan los años. Veremos algunas de las recomendaciones que hacen los especialistas.

¿Cómo entrenar la mente?

1) Mantenga su mente activa todos los días:
•    Permanezca curioso y participe en la vida: comprométase a un aprendizaje continuo.
•    Lea, escriba, haga crucigramas y otros ejercicios de ingenio.
•    Asista a charlas sobre temas que le interesen.
•    Inscríbase en cursos para adultos.
•    Aprenda un idioma.
•    Aprenda 10 palabras nuevas por día.
•    Participe en juegos de ingenio como el dominó, ajedrez, etc.
•    Realice ejercicios de memoria
2) Participe en Actividades Sociales

Numerosos estudios demuestran que las personas que participan en actividades sociales conservan mejor la vitalidad de su mente.
Es importante que se mantenga socialmente activo e incorporado en actividades grupales que estimulan la mente y el cuerpo:
•    Permanezca activo en su trabajo.
•    Hágase voluntario en grupos comunitarios y causas de interés público.
•    Incorpórese cualquier otro tipo de grupos sociales.
•    Realice actividades grupales.

3) Permanezca Activo Físicamente

El ejercicio físico es esencial para mantener un buen flujo de sangre a la cabeza y también para estimular la generación de nuevas células cerebrales.
El ejercicio físico no tiene que ser vigoroso o duro y ni siquiera requerir un gran compromiso de tiempo. Lo importante es que sea realizado regularmente y en combinación con una dieta sana para el cerebro, actividad mental e interacción social.
Los ejercicios aeróbicos mejoran el consumo de oxígeno, lo cual beneficia la función de la mente. Caminar, andar en bicicleta, cultivar el jardín, jugar fútbol o béisbol y otras actividades diarias durante unos 30 minutos mantienen el cuerpo en movimiento y el corazón trabajando.

Indicaciones para mantener la mente activa

1)    Haga ejercicio físico a diario.
2)    Camine por lo menos 4 horas por semana.
3)    Practique equilibrio cada vez que esté parado durante un rato largo  parándose en una pierna todo el tiempo que sea posible, levantando el otro pie del piso, y alternando.  
4)    Mantenga niveles normales de presión arterial, azúcar en sangre y colesterol.
5)    Haga una alimentación saludable, que incluya frutas frescas y vegetales, lácteos descremados, cereales integrales, legumbres y carnes magras.
6)    Reduzca el estrés.
7)    Desarrolle su curiosidad al máximo.
8)    Trabaje para desarrollar y mejorar su memoria y otras habilidades mentales a través de estudiar, leer, escribir, resolver acertijos matemáticos.
9)    Acérquese a las nuevas tecnologías. Aprenda a usar Internet y úselo como fuente de información, y manera de comunicación con la familia y amigos.
10)    Evite el aislamiento.
11)    Haga actividades con otras personas.
12)    Mantenga sus amistades y permítase hacer nuevos amigos.
13)    Estimule sus cinco sentidos con el arte, la comida, las personas y la naturaleza en abundancia.
14)    Ejercite  su capacidad de concentración.
15)    Disfrute de juegos de cartas, de mesa, de ingenio como manera de alimentar su capacidad de concentración.
16)    Cultive su sentido del humor.
17)    Haga actividades creativas.
18)    Cambie sus rutinas.
19)    Aprenda algo nuevo cada día.
20)    Ejercite su memoria.
21)    Llene su vida con experiencias ricas y novedosas de todo tipo. Las tareas rutinarias, aburridas o repetitivas no ayudan.
22)    Haga crucigramas. Esto mejora el vocabulario y ejercita las conexiones cerebrales.
23)    Concéntrese y enfóquese de lleno en lo que haga.

Frase de la semana
“La ignorancia es la noche de la mente: pero una noche sin luna y sin estrellas.”
Confucio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *